Escasez de lluvia reduce la producción láctea en la zona seca de Chontales.

Por Marvin Miranda.
Punto Noticioso.Com
El productor e ingeniero Pavel Molina Cruz, afirmó, que la falta de lluvia está afectando la zona seca de Chontales, donde el pasto no ha logrado recuperarse y ciertas fuentes se debilitan, sin embargo, la zona húmeda mantiene sus niveles de pluviosidad y por ende, la producción no ha descendido.

“La sequía ha afectado el cultivo de granos básicos, los pastos y ya muchos productores están trasladando para la montaña el ganado de ordeño. Esta (semana) ha llovido y eso nos alegra a nosotros (los productores) porque el pasto puede recuperarse”, dijo Molina Cruz.

Este productor se mostró alegre con las lluvias del miércoles. “De mi parte que siga lloviendo y a los ganaderos nos interesa que llueva todo el año, porque así le garantizamos pasto a nuestras vaquitas, nos generan lechita todo el año y los novillos ganan kilos de carne”, señaló.

El ingeniero Pavel Molina Cruz, confía en Dios que el invierno cerrará con buen pie, de ocurrir eso las quebradas recuperarían sus caudales y los pastos reverdecerían, además, sería de gran ayuda para hacerle frente al próximo invierno que podría ser más fuerte que al del 2018.Fruto de la escasez de lluvia, la producción láctea se redujo en un 30% según calcula el ingeniero Molina Cruz, lo que ha venido perjudicando las utilidades de los pecuarios quienes destinan el dinero de la venta de leche a las mejoras de la finca y al pago del personal de campo.

La temporada seca ha sido la piedra en el zapato de los finqueros, ya que gran parte de los ingresos deben destinarlos a la compra de alimentación de verano para el ganado y en esa dirección, algunos se preparan desde los primeros meses del año y buscan alternativas paliativas.

Deja un comentario