“Hicieron un circo, sólo tengo una tos”.

Tomado de la Tribuna.
Molestos y decepcionados con el manejo que le han dado las autoridades de Salud al caso de la hondureña, Digna Lorenzo, han reaccionado sus familiares, quienes también acusan a cierta prensa de crear desinformación pues aseguran se han dicho cosas que no son ciertas.

LA TRIBUNA logró contactar a Claudia Lorenzo, hermana menor de Digna, quien entre otras cosas contó que su pariente es licenciada en turismo y maneja muy bien los riesgos que implica viajar a zonas afectadas y en esta ocasión se encontraba en Taipéi, capital de Taiwán.

Motivo de su estadía en el continente asiático, Digna Lorenzo, ha pasado por varios protocolos de salubridad, pero sin mayores contratiempos para arribar a Honduras. Una vez en Tegucigalpa fue ingresada mediante un ambiente agitado al Hospital del Tórax, para ser evaluada de forma aislada con la finalidad de comprobar si es o no portadora del coronavirus covid-19.

“Mi hermana es una mujer profesional, es licenciada en turismo y ha viajado mucho y créanme que tomó todas las medidas de seguridad, pues está al tanto del coronavirus”, inició su relato vía telefónica Claudia Lorenzo, quien añade que no pensaban dar declaraciones, pero debido a todo lo que surgió, consideró oportuno dar una aclaración.

“Desde que viajó a ver a mi sobrino siempre estuvimos en contacto y hablamos que ha su regreso pasaría por controles médicos, pero venía tranquila porque ella ha viajado mucho y además sabía que estaba bien de salud”, afirma Claudia.

Según explica su hermana, la señora Digna salió a inicios de semana de Taipéi y arribó directamente a Los Ángeles, Estados Unidos, ciudad en la que le hicieron los respectivos controles médicos y los pasó sin ningún problema.

Deja un comentario