Ordena el Papa Francisco cerrar la basílica y la plaza San Pedro.

El Vaticano. La basílica y la plaza de San Pedro estarán cerradas al público hasta el 3 de abril «para evitar la propagación del coronavirus COVID-19», según lo anunció el Vaticano en un comunicado.

Esta medida entró en vigor ayer martes y significa que los fieles y los turistas no podrán reunirse hoy miércoles en la plaza de San Pedro para la tradicional audiencia del papa, que será retransmitida por video.

Asimismo, el Vaticano anunció el cierre del restaurante de sus empleados locales y puso en marcha en su lugar un servicio de entrega de comida a las diferentes instituciones afectadas por esta medida.

Horas antes, el papa Francisco había instado a los sacerdotes, durante la misa matinal desde su residencia, Santa Marta, a «tener la valentía de salir y visitar» a los contagiados por el nuevo coronavirus.

«Pidamos al Señor también por nuestros sacerdotes, para que tengan el valor de salir e ir a visitar a los enfermos, llevándoles la fuerza de la palabra de Dios y la Eucaristía, y de acompañar al personal médico y a los voluntarios en el trabajo que realizan» junto a los pacientes, dijo Francisco.

Deja un comentario